Esta semana en Diorama, aquí mis recomendaciones literarias:

 

La noche de Tlatelolco (Ediciones ERA) de Elena Poniatowska. La noche de Tlatelolco es quizá el libro mexicano más reeditado de los tiempos recientes, y con sobrada razón: en él Poniatowska reunió numerosos testimonios cruciales, vivos, asustados, indignados, dignos, valerosos, desafiantes, de los trágicos días de octubre de 1968. La intensidad de la crónica, el dolor del testimonio y la fuerza avasalladora de la denuncia le confieren a este libro su condición ejemplar. Ha sido, en efecto, un modelo tanto por su concepción y su factura como por su resonancia: es historia viva, memoria rebelde, arma contra el silencio. Como tal, La noche de Tlatelolco es el libro emblemático de México en las últimas décadas.

 

La rebelión de los colgados (Sélector) de Bruno Traven. Esta obra es una de las principales obras de este misterioso autor, en ella describe acertadamente la precaria situación en la que vivían -y en la que tal vez algunos sigan viviendo– los indígenas mexicanos.

Es interesante conocer la vida que llevaban los indios a principios del siglo xx, que es la fecha en la que se desarrolla la historia, las injusticias y malos tratos a los que eran sometidos. El libro es explícito en la crueldad con la que eran tratados los indios, la injusticia en que vivían, la poca libertad de expresión que se les concedía; es la intensa historia del levantamiento de los peones oprimidos y su lucha por alcanzar su libertad e independencia.

 

Blue Bayou. Las crónicas de Jude Stone (Sélector) de Edgar De Marte. Jude Stone es un talentoso músico que construye en muy poco tiempo un imperio de la fama; Jude, en un tronar de dedos, se convierte en uno de los grandes rock stars. Quizá él no quería eso y por ello anhela a su familia, a su novia, tener una vida común… porque la fama lo tiene fastidiado. Un representante de una corporación aparece en su vida para ofrecerle el anonimato deseado. Ese hecho lo desata todo.

 

Infiltrada (Salamandra) de D. B. John. Desde el día de 1998 en que su hermana gemela Soo-min desapareció en una playa de Corea del Sur, al parecer ahogada junto a su novio, Jenna no ha dejado de soñar con ella y se ha resistido a admitir su muerte. Hija de madre surcoreana y de padre afroamericano, es profesora de Relaciones Internacionales en la Universidad de Georgetown. Un día recibe la visita de Charles Fisk, miembro del Instituto de Estudios Estratégicos, que la invita a que se una a la CIA como experta en asuntos norcoreanos: el imprevisible régimen de Kim Jong-il ha aumentado su campaña de intimidaciones al vecino del sur, y por extensión a todo Occidente, al tiempo que se sospecha que su programa nuclear avanza a un ritmo peligrosamente rápido. Jenna acaba aceptando la propuesta, impulsada no tanto por su deseo de servir a su país, sino por la oportunidad de conocer la suerte de su hermana, tras el descubrimiento asombroso de que Pyongyang llevó a cabo secuestros selectivos de personas. Convertida en una agente encubierta, Jenna deberá infiltrarse en Corea del Norte, poniendo su vida en peligro. D. B. John se adentra en el país más inexpugnable del planeta a través de un thriller vibrante que resulta a su vez profundamente humano, con una trama cargada de tensión, sin dejar de mostrar los horrores de una dictadura basada en el culto al líder. Parte novela de espionaje, parte retrato de un infierno y de una amenaza global, Infiltrada nos guía por campos de entrenamiento de la CIA, misiones diplomáticas envueltas en alambre de espino, bases secretas, laboratorios experimentales y campos de trabajos forzados de Corea del Norte, con la investigación obsesiva de Jenna como hilo conductor. Para encontrar a su hermana, Jenna será testigo de los dramas personales de los norcoreanos, tanto de los que se mueven en las altas esferas y de pronto son condenados al ostracismo, como de la población rural, que subsiste gracias al comercio ilegal y los sobornos. A partir de una documentación exhaustiva y un excepcional conocimiento del terreno, D. B. John se aventura a pisar Corea del Norte, un terreno prácticamente inexplorado en el thriller. Ambiciosa, cargada de suspense y de gran actualidad, Infiltrada es una fascinante novela poliédrica que nos acerca a un país que desafía los límites de la imaginación. Una fascinante novela poliédrica que nos acerca a Corea del Norte, un terreno prácticamente inexplorado en el thriller.

 

Los ladrones de humo (Gran Travesía) de Sally Green. Una princesa, un traidor, un soldado, una cazadora y un ladrón. Cinco adolescentes con el destino del mundo en sus manos. Cinco naciones destinadas a entrar en conflicto.

En Brigant, la princesa Catherine se prepara para aceptar un matrimonio de conveniencia impuesto por su despiadado y ambicioso padre, y olvidarse del amor imposible por su guardia real, Ambrose. En Calidor, un siervo oprimido, Marcio, busca vengarse del príncipe que traicionó a su pueblo. En Pitoria, el infeliz Edyon se dedica a robar baratijas para dar emoción a su vida de mercader. Y en los áridos territorios del norte, Tash, una chica de trece años de edad, arriesga su vida como vil carnada para apresar demonios y extraer su preciado humo mágico.

A medida que las alianzas se debilitan y transforman, y las viejas certezas pierden su valor, las vidas de nuestros cinco héroes cambian sin remedio y su futuro queda inextricablemente unido por los impredecibles influjos de la magia y la guerra.

 

Gatos blancos, gatos negros (Maeva Young) de Anna Cerasoli. Todos, ninguno, alguno: familiarizarse con los conceptos de cantidad, en ocasiones, puede ser complicado para los pequeños. Este divertidísimo álbum de Anna Cerasoli, con las maravillosas ilustraciones de A.L. Cantone, puede ayudaros. Habla de un barrio donde solo hay gatos negros, para desgracia de sus supersticiosos habitantes que viven aterrorizados ante la posibilidad de tener que salir de casa. Todo cambia el día en el que nace un gatito blanco…

Al final del libro, encontrarás una lista de valiosos consejos pedagógicos para adultos y propuestas de actividades para seguir jugando con lógica.

 

Cicatriz que te mira/ Tsína rí nàyaxà’ (Pluralia) de Hubert Matiuwaa. Esta publicación es producto del más reciente Premio a la Creación Literaria en Lenguas Originarias Centzontle, que desde 2016 otorga la Secretaría de Cultura de la Ciudad de México. En el texto introductorio a Tsína rí nàyaxà’ / Cicatriz que te mira, Hermann Bellinghausen destaca que Matiúwàa “consigue una de las obras más redondas y reveladoras de esta literatura mexicana ‘paralela’ del nuevo siglo”. La edición incluye viñetas e ilustraciones del artista oaxaqueño Filigonio Velasco Naxín.

Hubert Matiúwàa contribuye desde el lenguaje poético a la resistencia que viene de la Montaña. Forma parte de esa colectividad de autores que hacen arte en su propio idioma y construyen una nueva audiencia dentro de sus comunidades. Estudió la licenciatura en Filosofía y Letras en la Universidad Autónoma de Guerrero y la maestría en Estudios Latinoamericanos en la UNAM. Ha sido reconocido con el V Premio de Literaturas Indígenas de América, el Premio a la Creación Literaria en Lenguas Originarias Centzontle y el Premio Estatal de Poesía Joven del Estado de Guerrero. Su primer libro es Xtámbaa / Piel de tierra (Pluralia Ediciones / Secretaría de Cultura, 2016).