Por decreto del Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI), Petróleos Mexicanos (Pemex) deberá entregar información sobre la ubicación de gasolineras donde se haya detectado venta ilegal de combustible entre 2007 y 2018, precisando el nombre, domicilio, municipio y estado donde se sitúe o situaba el establecimiento, así como la fecha en que se detectó el caso, el origen, fuente, cantidad y tipo de combustible suministrado ilegalmente y si fueron impuestas sanciones.

“Conociendo esta información la sociedad puede involucrarse en la prevención de estos ilícitos que nos ponen en peligro a todos; siempre bajo el principio fundamental de que aquello que no se conoce, no se mide, no se puede mejorar. En estos casos, resulta urgente tener a la mano esta información, ya que representa una pérdida para el erario muy importante y una actividad muy peligrosa tomando en cuenta la cadena productiva que esto representa”, afirmó el comisionado Óscar Guerra Ford, al presentar el asunto ante el Pleno del INAI.

Asimismo, señaló que la empresa ha reconocido que las concesionarias venden combustible de origen ilícito. “Mediante diversos boletines informativos, Pemex señaló que al menos 70 estaciones de servicio no comprobaron la procedencia lícita de los combustibles que comercializaban”, detalló. “Sólo a partir de la entrega de datos, como los requeridos por el hoy recurrente, podremos fiscalizar si Petróleos Mexicanos está haciendo lo suficiente para combatir el robo de hidrocarburos”.

Ante la petición, Pemex presentó un recurso alegando que la “información es inexistente”, pero el INAI refutó que existen diversas evidencias periodísticas que avalan la información.

“Al analizar el caso, se advirtió que Pemex remitió la solicitud de acceso de información únicamente a la Unidad de Estadística, Control de Procesos y Proyectos; sin embargo, cuenta con diversas áreas competentes para conocer lo requerido, entre las que se encuentran la Dirección Corporativa de Administración y Servicios, la Subdirección de Salvaguardia Estratégica, la Gerencia de Estrategia y Sistemas de Seguridad y Monitoreo, la Dirección Jurídica y la Subdirección Jurídica de Operación Regional”, menciona el INAI en un comunicado.

El Instituto recordó que Pemex destaca entre sus funciones la prestación del servicio de salvaguarda estratégica, las relaciones con los tres órdenes de gobierno en materia de seguridad, así como la prestación del servicio de seguridad física integral del personal de instalaciones, bienes y valores de los organismos que forman parte de Pemex, entre otras.

Por otra parte, aducen que en la página oficial de Pemex se localizó un boletín denominado “Recisión de contrato de la Franquicia Pemex a siete gasolineras en Puebla”, en el cual se detallan algunas acciones para combatir el mercado ilícito de gasolina.

Por este motivo, el INAI determinó modificar la respuesta de Pemex y le instruyó realizar una nueva búsqueda de la información en todas sus unidades administrativas competentes, “entre las que no podrá omitir a la Dirección Corporativa de Administración y Servicios, la Subdirección de Salvaguardia Estratégica y la Gerencia de Estrategia y Sistemas de Seguridad y Monitoreo. Una vez localizada la información, Pemex deberá entregársela al particular”, instruye el INAI.