Twitter anunció que eliminó 486 cuentas que, en un intento de manipulación coordinada, promovían contenido político fraudulento. La mayor parte de ellas se localizaron en Irak. 

En un comunicado, la plataforma informó que las cuentas “estaban violando las políticas de la red”, como «involucrarse en una manipulación coordinada con fines políticos». 

En total, desde agosto, se han suspendido 770 cuentas. “Menos de 100 de ellos se encontraban en los EE.UU.” apunta Twitter. “Y muchos compartían comentarios sociales divisivos». La mayoría de las cuentas tenían menos de un año de antigüedad y contaban con un total de 1,268 seguidores o menos.

“Al igual que en investigaciones anteriores, estamos comprometidos a relacionarnos con otras compañías y entidades de aplicación de la ley relevantes. Nuestro objetivo es ayudar en las investigaciones de estas actividades y, siempre que sea posible, brindaremos al público transparencia y contexto sobre nuestros esfuerzos”, expresó Twitter en un comunicado publicado en su blog. “Desde nuestras suspensiones iniciales el martes pasado, hemos continuado nuestra investigación, ampliando nuestra comprensión de estas redes. Además, suspendimos 486 cuentas adicionales por violar las políticas descritas la semana pasada. Esto lleva al total suspendido a 770”.

En su último trimestre fiscal, Twitter tuvo 335 millones de usuarios activos mensuales, un número que ha estado disminuyendo debido a los esfuerzos de la compañía por combatir las cuentas falsas.