Una semana antes de la jornada electoral, la organización Artículo 19 publicó un informe donde registró 50 ataques contra periodistas y comunicadores. Destacan que los incidentes se dieron principalmente con militantes de partidos, con candidatos e incluso con integrantes del Instituto Nacional Electoral (INE).

Con doce periodistas asesinados en 2017 y ocho en lo que va de 2018, México se ha coronado como la nación más peligrosa para ejercer el oficio de periodista y permanece entre las 50 con menos libertad de prensa en el planeta, de acuerdo a Reporteros Sin Fronteras (RSF).

“Lo que vemos para la jornada electoral es que posiblemente se van a topar con lo que se han topado en otras ocasiones, tal vez funcionarios electorales haciendo uso de un criterio muy laxo sobre qué obstaculiza el voto y pudieran solicitar que se les retire. También el tema de los militantes de partidos que pudieran generar algún tipo de confrontación”, advirtió previo a la jornada electoral Julio César Colín Paredes, uno de los integrantes del Equipo de Protección y Defensa de la organización.

Destacó que en la página de informaterompeelmiedo.mx se han recopilado las agresiones a periodistas durante y después del proceso electoral.

Tras las votaciones se ha registrado un total de 143 ataques. Los últimos dos que figuran fueron en contra del cartonista Antonio Helguera y la directora de Agencia de Noticias Acapulco, Laura Sánchez.

Helguera fue amenazado de muerte a través de la red social Twitter por un usuario de nombre @Maistro_Sobas.“Es la Ley, puto monero pseudointelectual pendejo. La próxima vez que vayas con tus engendros a tragar a El Charco de las Ranas de Mixcoac, me encargo de que no vuelvas a publicar tus marrullerías pendejas. Quedas advertido, PUTO PENDEJO”, le escribió.

En tanto, Laura Sánchez recibió amenazas de militantes de Morena. De acuerdo con el testimonio publicado en la página, un hombre le dijo que cuando ganara AMLO en Acapulco “nos mataría a los que ayudamos al PRI”. En otro mensaje, alguien más le dijo que saben que tiene un nieto que quiere mucho, “así que tuviera cuidado porque como reportera era un asco”. Esto se dio luego de que la periodista publicará en sus redes fotos sobre la presencia de camiones y camionetas que presuntamente llevaban personas sobre la costera Miguel Alemán para atender un evento de campaña de AMLO.

“Hemos registrado agresiones ligadas a amenazas, a actos de intimidación por parte de candidatos, funcionarios públicos, que no hacen otra cosa que empañar el proceso, generar un ámbito de inhibición del trabajo periodístico”, agregó Colín Paredes.

Foto: SinEmbargo MX