Las grandes empresas de televisión, Comcast y Disney, están tratando de comprar la empresa de medios televisivos Sky por los canales que dirige en Inglaterra, Alemania y Europa con el fin de hacerle frente a los gigantes del streaming Netflix y Amazon.

De acuerdo con CNN, la guerra de ofertas se viene gestando desde hace meses. “Ambas compañías están tratando de diversificarse como una forma de reforzar su influencia en una industria que ha sido superada por Netflix, Amazon y otras compañías tecnológicas”, señalan.

«Entre Fox y Sky hay una gran cantidad de activos en el extranjero», dijo Rich Greenfield, un analista de medios de BTIG Research. “Comcast sigue siendo en gran medida una empresa nacional, que ha mantenido su deseo de expandirse en otros lugares”.

Disney también ve el atractivo. El año pasado el CEO Bob Iger dijo que Sky es una «verdadera joya de la corona» y que, en el caso de su compañía, “complementaría la oferta de entretenimiento para los consumidores”.

Con la compra de sus canales en Europa, los gigantes de la televisión pretenden plantarle cara a Netflix, una empresa que ha estado invirtiendo fuertemente en su propia expansión mundial y que anunció que tendrá 80 programas en idiomas extranjeros este año.

CNN menciona que el papel de Disney en la compra de Sky se está desarrollando  a través de 21st Century Fox, que acordó vender la mayoría de sus activos incluida cualquier participación en Sky. Para esto, Fox ya posee el 39% de Sky y llegó a un acuerdo por el resto de los activos a fines de 2016.

Sin embargo, Comcast (CMCSA) está decidido a romper ese acuerdo. El mes pasado formalizó su propia oferta por una participación mayoritaria en Sky, lanzando un desafío a Fox. 

Según una fuente involucrada en las deliberaciones, Comcast probablemente solo avanzará en su oferta de Fox si se le permite a AT&T comprar Time Warner, la empresa matriz de CNN. Esto porque el Departamento de Justicia ha demandado bloquear la compra de Time Warner por parte de AT&T , y un juez está trabajando actualmente en un fallo en el caso.