Publicado originalmente en La Jornada.

Reporteros de la región Montaña de Guerrero, apoyados por organizaciones sociales, protestaron en la cabecera municipal de Tlapa de Comonfort para denunciar la agresión que sufrió la comunicadora nahua Antonia Ramírez por elementos del cuerpo de seguridad del gobernador Héctor Astudillo Flores.

La periodista denunció que el domingo pasado acudió al municipio de Copanatoyac, ubicado en la Montaña Alta, para cubrir un acto del mandatario priísta, y al terminar pretendió entrevistarlo, pero tres de sus guardaespaldas la cercaron y la empujaron para impedirle el paso.

Acompañados por miembros de organizaciones civiles, reporteros de diversos medios de comunicación marcharon por las calles de Tlapa para demandar respeto al trabajo de los periodistas. Luego de recorrer varias calles y gritar consignas en defensa de la libertad de expresión, realizaron un mitin afuera de las instalaciones del ayuntamiento.

En Chilpancingo, el vocero de la Asociación de Periodistas del Estado de Guerrero, Zacarías Cervantes, condenó la agresión de que fue objeto Antonia Ramírez y demandó al gobernador respeto al trabajo de los comunicadores y que se brinde seguridad al gremio, debido a la situación de violencia en que se encuentra la entidad.

Finalmente, los manifestantes demandaron la intervención de la Comisión de Derechos Humanos del Estado por la agresión que sufrió la comunicadora nahua.