El actor Héctor Suárez denunció el día de ayer, en entrevista con Carmen Aristegui, dos amenazas de las que ha sido víctma. La primera ocurrió en enero, cuando un automóvil le cerró el paso. La más reciente, este 17 de abril, ocurrió en la ciudad de Cuernavaca, donde reside. Tras colocarle una pistola en la sien, una persona le dijo «que dejara molestar al gobierno». Jenaro Villamil describe a Suárez como un «comediante con extraordinaria carrera en la carpa política, en el teatro político». Con respecto a este suceso, el periodista afirma que «este episodio no se puede pasar por alto». Villamil también lamenta la falta de respuesta del gobierno federal: «por lo menos el gobierno de Enrique Peña Nieto pudo haber dicho que lamentaba las amenazas y hasta el día de hoy no hay ninguna reacción oficial».