Apegándose a las iniciativas que surgieron en las reuniones que tuvieron con los directivos de diferentes medios internacionales en diciembre del año pasado, Facebook ha comenzado a implementar herramientas para «combatir las noticias falsas».

Actualmente, por ejemplo, prueban una herramienta que funciona a manera de filtro, con el fin de prevenir a los usuarios para que no publiquen información poco fidedigna en la red.

Los directivos de la empresa denominan a esta nueva aplicación «contenido disputado», y apareció por primera vez cuando cientos de usuarios estadounidenses quisieron publicar una historia ficticia, donde se menciona que “en años pasados llegaron a Estados Unidos miles de irlandeses vendidos como esclavos”.

Al intentar publicar la información falsa —menciona el periódico inglés The Guardian—emerge una ventana, una alerta roja que le dice al usuario que la información que desea publicar «ha sido disputada». Si se presiona esa ventana, la página remite al usuario al portal de uno de los «inspectores independientes», donde se explica por qué la información carece de fundamentos o por quién ha sido disputada. Si se ignora la segunda ventana, el usuario puede publicar la información. Sin embargo, sus contactos verán la publicación como «contenido disputado», es decir, probablemente falso.

Los inspectores independientes que manejan los filtros pertenecen a La Red Internacional de Chequeo de Datos (IFNC), organizada por el Poynter Institute Media Studies, cuya misión ética es «promover la excelencia en la verificación y transparencia del periodismo».

Como lo ha hecho en ocasiones anteriores, hasta ahora Facebook solo implementó la herramienta con un número reducido de usuarios. Esto con el fin de «justificar su eficacia».

Por otra parte, mencionan que para que algunas noticias sean consideradas «disputadas» deben haber sido denunciadas por varios usuarios.

El interés de la red social por mermar el flujo de información ficticia se intensificó durante las elecciones pasadas, cuando el dueño de la red social, Mark Zuckerberg, declaró:

Somos un nuevo tipo de plataforma para el discurso público, lo que significa que tenemos un nuevo tipo de responsabilidad para permitir que la gente tenga las conversaciones más significativas y para construir un espacio donde la gente pueda ser informada.

Fuente: The Guardian