Ciudad de México, 8 diciembre 2016.- La presidenta del Instituto Nacional de las Mujeres urgió hoy a empresas, academia, y directivos de instituciones que adopten el protocolo para la prevención, atención y sanción del hostigamiento y el acoso sexual que hoy rige para las dependencias de la Administración Federal.

Esto lo dijo al recibir el reconocimiento como La Administradora del Año 2016 que otorga por primera vez a una mujer la Federación Nacional de Colegios de Licenciados en Administración y la asociación civil de Colegios en Administración, en reconocimiento a su desempeño como responsable de la política nacional de género.

Lorena Cruz Sánchez les dijo, además, que en las empresas –donde se desempeñan los profesionales de la administración –hace falta mejorar las condiciones laborales de las mujeres, por lo que los centros de trabajo deben adoptar la norma mexicana para la igualdad y no la discriminación.

Esta norma –consideró- es uno de los grandes avances de la presente administración, y que junto a ella deben adoptar la decisión de no tolerar la violencia y el hostigamiento. Uno de los más grandes problemas de la desigualdad y la discriminación.

En su discurso de agradecimiento a la distinción de sus pares, quienes estudiaron, se dedican y están colegiados en Administración, reconoció la necesidad de seguir trabajando por la igualdad de las mujeres.

Acompañada de su familia, su esposo y su hija, habló del conflicto que viven muchas mujeres al tener que trabajar y pensar que abandonan a sus hijas e hijos. Les habló desde el micrófono a su hija Regina, y le dijo que ella no está todo el tiempo a su cuidado porque su trabajo es trascendente para soñar que un día todas las niñas mexicanas estará libres de violencia y tendrán todas las oportunidades.

También le dijo a Regina que se trata de empoderar a las niñas para que puedan elegir su profesión, si desean o no casarse, si desean o no tener hijos y cuántos y cuándo; de eso se trata, de que las niñas y las mujeres sean libres, recalcó.

Ante decenas de personas que celebraban el día del Administrador, los directivos, representantes de centros de educación superior, colegiados de más de 15 entidades de país, muchos hombres que dirigen colegios y asociaciones pocas mujeres en esas representaciones, poco nombradas en los discursos, Lorena Cruz Sánchez se congratuló porque ahora habrá día de los Administradores y de las Administradoras, para que no quede en anécdota haber sido premiada como la primera en toda la historia de estas organizaciones, con más de 60 años algunas de ellas.

Discretamente, les dijo que hablar en femenino se llama lenguaje incluyente y les explicó que lo que no se nombra no existe; llamó a sus compañeros y compañeras de profesión a reconocer la desigualdad, a mitigar la violencia y a trabajar por un mundo en paz y en progreso.

Además de su familia fue acompañada por una docena de quienes colaboran y son parte del funcionariado del INMUJERES, a ellas y ellos les dijo que el premio que recibió es para todo su equipo sin el cual el desempeño de INMUJERES no sería lo que es; también agradeció que la hubieran acompañado.

El reconocimiento consistió en un Diploma y una estatuilla que representa el logo de la federación.

Vía SemMéxico