El rector de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Enrique Graue, el director general del Instituto Politécnico Nacional (IPN), Enrique Fernández Fassnacht, y el rector de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), Salvador Vega y León, se pronunciaron a favor del matrimonio igualitario y de la reforma al artículo 4 constitucional, al participar en un foro organizado por el Instituto Belisario Domínguez, del Senado de la República.

Graue sostuvo al participar en el foro “Matrimonio Igualitario” que la aprobación de esta reforma es una “asignatura pendiente” del Congreso no sólo como un tema de derechos humanos sino como “un tema de libertad, seguridad y para vivir en paz”.

El rector de la UNAM recalcó que en la última década se han producido 1,200 crímenes por homofobia en el país y que es necesario promover una cultura de la tolerancia.

Graue dijo que entendía por qué los diputados federales “congelaron” la iniciativa enviada por el presidente Enrique Peña Nieto para reformar el artículo 4 constitucional, “lo que no se puede entender es cómo la ciudadanía no acepta un proceso que ya es irreversible como son las uniones entre parejas del mismo sexo”.

A su vez, el rector de la UAM, Salvador Vega y León, criticó la discriminación que padecen por parte de la Iglesia católica los hijos o niños adoptados por parejas del mismo sexo, con lo cual “el interés superior de la niñez establecido en la Constitución deja de hacerse válido”.

Señaló que a la diversidad familiar y a las parejas homosexuales se les priva del derecho y beneficios tangibles e intangibles que otorga el matrimonio a las parejas y a los niños que deciden adoptar.

Jorge Linares Salgado, del Programa de Bioética de la UNAM, afirmó que no existen razones objetivas, ni científicas para afirmar que existen riesgos de padecer problemas psicosociales para niñas y niños criados por parejas del mismo sexo, como ha afirmado la Iglesia católica y los grupos de ultraderecha.

El director general del IPN, Enrique Fernández Fassnacht, subrayó que “las orientaciones sexuales, así como las identidades transexuales y transgénero, forman parte de la diversidad sexual y no pueden ser bajo ningún concepto de discriminación”.

Criticó la homofobia y la transfobia porque “tienen consecuencias negativas par la sana convivencia social”. Mencionó como logros que en la Ciudad de México, Coahuila y Quintana Roo se hayan aprobado los matrimonios igualitarios, así como el reconocimiento de la Suprema Corte de Justicia a la constitucionalidad de esta figura y de la adopción homoparental. 

En el foro, presidido por el senador Miguel Barbosa, coordinador del PRD y presidente del Instituto Belisario Domínguez, participaron también decenas de activistas, académicos, personalidades de la comunidad lésbico, gay y transgénero que coincidieron en nuevos retos y desafíos.

Fabrizzio Guerrero Mc Manus, investigador de la UNAM, subrayó que en el caso de las personas transexuales, el Estado no las apoya a una transición acompañada y consideró que debe visibilizarse el transfeminicidio, motivado por la discriminación y el odio.

Ricardo Baruch, activista de la organización Espolea A.C., advirtió que en las escuelas se registra el 40 por ciento de los actos de discriminación y odio contra personas de la comunidad LGBTTI. También mencionó la discriminación en los servicios médicos, especialmente a la hora de atender a transexuales.

El escritor y periodista Braulio Peralta leyó un comunicado dirigido a los legisladores para que “no se conviertan en cómplices del odio, de la muerte de seres humanos a causa, quién lo dijera, sólo de su preferencia sexual, de suicidios y transfeminicidios”.

En su participación, el senador Barbosa se pronunció a favor del matrimonio igualitario. Admitió que ya está resuelto en los artículos 1 y 4 de la Constitución, “sólo se requiere que 20 estados con sus congresos locales armonicen y provoquen legislaciones constitucionalmente acordes con el texto de la Carta Magna”.

“Que no sean los cálculos político-electorales los que dominen la definición de este asunto”, sentenció el coordinador del PRD, en clara referencia al voto en contra del PRI, PAN y Partido Verde en la Cámara de Diputados.