En menos de 15 meses al frente de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (CONADE), el ex comisionado federal en Michoacán, Alfredo Castillo ha utilizado todas las maniobras posibles para desconocer a la Federación Mexicana de Frontón (FMF), crear un nuevo organismo privado, denominado Federación Mexicana de Pelota Vasca y Frontón y, al mismo tiempo, operar la privatización de este deporte con más de 6 mil inscritos.

De acuerdo a la documentación y a los testimonios recabados por Proceso, el objetivo de Alfredo Castillo es entregarle el frontón mexicano a un grupo de empresarios encabezados por Jorge Alberto Molina Munguía, Rocío Guillén Collado y Sergio Michel socios de la empresa International Sports Planning y que manejan la marca comercial MX Frontour, y vincularlo también a la Federación Internacional de Pelota Vasca, presidida por el empresario español Xavier Cazaubón, quien tiene su despacho en la Torre Mayor de la avenida Reforma.

Para apropiarse y privatizar el negocio del frontón mexicano, Castillo ha utilizado a uno de sus entrenadores personales de padel, el español Israel Valero Martínez, a quien nombró subdirector de Apoyos Educativos y Administrativos del Centro Nacional de Alto Rendimiento, pero también recibe un sueldo mensual de 96 mil 200 pesos como entrenador del Fondo Nacional para el Deporte de Alto Rendimiento (FODEPAR), según una lista de salarios y apoyos ordinarios con fecha hasta marzo de 2016, cuya copia tiene Proceso.

Valero Martínez recibe los 96 mil 200 pesos mensuales, además de su salario como subdirector, bajo el rubro de entrenador de “deportes de conjunto y raqueta”. Sin embargo, en otros eventos ha aparecido como enviado personal de Alfredo Castillo para definir proyectos de inversión como el velódromo de 300 millones de pesos en Sinaloa, según información del Instituto Sinaloense de Deporte y Cultura Física de esta entidad.

El 6 de julio pasado una resolución del Instituto Nacional de Transparencia y Acceso a la Información (INAI) determinó que la CONADE debe dar a conocer el listado de todos los entrenadores beneficiarios del FODEPAR y subrayó los casos de Israel Valero Martínez y María Tzinnia Macías González, quienes no aparecían en el listado original entregado al particular que hizo la solicitud de acceso.

El único antecedente de Valero Martínez como autoridad o funcionario deportivo, además de su cercanía con Alfredo Castillo, es haber sido empleado del empresario Jorge Alberto Molina Munguía, accionista de MxFrontour, dueño de la empresa distribuidora de equipamiento deportivo para frontenis y pádel ybol-sport y presidente del Consejo Directivo de la asociación civil Federación Mexicana de Pelota Vasca y Frontón, que pretende sustituir a la Federación Mexicana de Frontón, la única que hasta ahora tiene la personalidad jurídica para representar esta disciplina en el país.

De acuerdo al acta constitutiva de esta Federación Mexicana de Pelota Vasca y Frontenis, cuya copia tiene Proceso, su objetivo no es sólo la promoción de este deporte sino “adquirir, comprar, enajenar, comercializar, exportar, importar, vender y distribuir todos los artículos, ropa, calzado y demás material inherente a la disciplina de pelota vasca y/o frontón”.

Además, pretende “comercializar toda clase de espacios publicitarios, ya sean físicos, digitales, impresos, menciones, visuales, audiovisuales y demás”. Asimismo, recibir los apoyos presupuestales que distribuye la CONADE y constituirse en la única representante en la República mexicana de este deporte.

Esta asociación civil, creada apenas el 4 de mayo de 2016, durante la gestión de Alfredo Castillo, sólo ha logrado afiliar a las representantes del Distrito Federal y de Nayarit, mientras las 30 restantes del país siguen perteneciendo a la Federación Mexicana de Frontón (FMF) y en sus propios estatutos establecen que tienen la obligación de respetar los reglamentos de la FMF.

Ante la imposibilidad de desaparecer de golpe a la FMF, Castillo ideó una tercera vía: creó una Comisión Reorganizadora de la Pelota Vasca, el 5 de mayo pasado, al día siguiente de que se constituyó la asociación civil presidida por el empresario Jorge Molina Munguía, para “administrar” el conflicto. El presidente de esta Comisión Reorganizadora es Adolfo Molina, tío de Molina Munguía.

Además del carácter espurio, la asociación civil se realizó sin asamblea alguna, pretende montarse en la estructura existente de la FMF y Alfredo Castillo tiene el control directo de su dirigente.

Sin embargo, tanto la Comisión Reorganizadora de la Pelota Vasca y la Federación Mexicana de Pelota Vasca y Frontón fueron incapaces de refrendar y sostener su compromiso de organizar la Copa del Mundo de 30 metros en México en 2016.

La CONADE ya había anunciado que se realizaría un “programa piloto” entre la Federación Internacional de Pelota Vasca (FIPV), dirigida por Xavier Cazaubón, y el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), para la modalidad de frontball por 2 millones de dólares. El pasado sábado 13 de agosto, la Secretaría de Hacienda confirmó en prensa que se recortaría más el presupuesto en el área deportiva.

El “Laboratorio” de Castillo en el Frontón

El enfrentamiento de Alfredo Castillo con las más de 50 federaciones que integran el deporte mexicano por distintas disciplinas ha sido un rotundo fracaso. Intentó cambiar el gobierno en al menos 7 federaciones nacionales, con el apoyo de las respectivas federaciones internacionales. Todas le negaron entrometerse en las asambleas, salvo en el caso de la Federación Internacional de Pelota Vasca (FIPV) y el caso de la FMF.

Dos documentos entregados a Xavier Cazaubón, presidente de la FIPV, relatan esta historia. El ex director de CONADE, Jesús Mena, ofreció un apoyo de 470 mil dólares (6 millones de pesos entonces) para que se organizara la Copa del Mundo en Campo Marte y Tulyehualco, en la Ciudad de México. Esta copa se operaría a través de la FMF dirigida entonces por Eduardo Villegas.

Cazaubón recomendó a la empresa Jaialive Entertainment para organizar esta Copa del Mundo. Sin embargo, en abril de 2015 renunció Javier Mena a la CONADE y Alfredo Castillo lo sustituyó. Los 470 mil dólares fueron firmados y comprometidos para entregarse a la FMF.

En julio de 2015, el presidente de la FMF, Eduardo Villegas, cuestionado por los escasos avances de la Copa del Mundo se quejó porque la CONADE no le dio el dinero y le ponen muchas trabas. Alfredo Castillo ordenó la intervención y auditoría de varias federaciones, incluyendo la FMF, acusándolas de “corrupción generalizada” y de ser “el freno para el desarrollo del deporte en México”.

Mientras realizaba las auditorías, Castillo detuvo la entrega de más de 2 mil 500 millones de pesos de presupuesto, incluyendo el de la FMF. El 11 de septiembre de 2015, la FIPV desconoció a Eduardo Villegas y lo suspendió de forma “motivada y cautelar de todas sus funciones” como miembro de esa federación internacional.

Tres días después, el 14 de septiembre de 2015, CONADE “desconoce” a la FMF vía Twitter y en un comunicado de prensa argumentó “malos manejos administrativos” y “darle la espalda a los jugadores”. Hasta ahora, Castillo no ha presentado denuncia ante ministerio público contra Villegas.

En febrero de 2016 el consejo directivo de la FMF desconoció a Eduardo Villegas y convocó a elecciones internas. El 1 de abril de 2016 quedó fue electo presidente de la FMF, Pedro Santamaría Saldaña, ex campeón mundial de frontón, sin que hasta la fecha lo reconozca la CONADE ni la federación internacional.

El 14 de julio de este año, un comunicado de prensa firmado por Santamaría Saldaña acusa a la CONADE de quitarles el Registro Nacional de Cultura Física y Deporte (Renade) y de revocar el Registro Único del Deporte (RUD), sin antes iniciar procedimiento alguno. Es a través del Renade y el RUD que bajan los recursos presupuestales a las federaciones.

En su comunicado, Santamaría Saldaña también reprochó la existencia de una “federación espuria” que pretende sustituir a la FMF y “que es un instrumento del gobierno mexicano para controlar el frontón en México. Control e injerencia que rechaza el Comité Olímpico Internacional”.

La FMF que pretende desconocer Alfredo Castillo ha ganado medallas de oro en las últimas 4 Copas del Mundo, ha sido tres veces primer lugar en los Panamericanos de Guadalajara, en los Centroamericanos de Veracruz, en la Copa del Mundo sub22 en España y tiene 56 becados en el sistema de alto rendimiento de CONADE.