Diapositiva5_962(1)El Papa Francisco arribará este viernes 12 de febrero a la Ciudad de México. Ésta será la primera visita del pontífice al territorio nacional. Entre sus actividades está programada una visita a Palacio Nacional, donde será recibido por el Presidente Enrique Peña Nieto y una misa que oficiará en la Basílica de la Virgen de Guadalupe[1].

Además, el máximo representante de la iglesia católica visitará Ecatepec, en el Estado de México; Tuxtla y San Cristóbal de las Casas, en Chiapas; Morelia, Michoacán y Ciudad Juárez en Chihuahua. Ciudad Juárez será el último lugar de su itinerario y desde ahí regresará al Vaticano el miércoles 17 de febrero.

Nuestro país es uno de las naciones más visitadas por los Papas. El número de visitas de los Papas al país puede explicarse por la cantidad de católicos que hay en México, aunque es importante mencionar que de acuerdo con los Censos de Vivienda realizados por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) existe un descenso en las personas que declaran profesar dicha religión.

Los censos poblacionales muestran que el porcentaje de católicos en México descendió de 98.2 % en 1950 a 89.3 % en 2010, cuando se realizó el último registro[3]. Es decir, casi diez puntos porcentuales menos en ese lapso de tiempo. No obstante, el 5 de febrero el Vaticano difundió un informe completo y actualizado con los números de la Iglesia en México, a una semana de la llegada del Papa, y destacó que el número de fieles católicos en el país suman 110 millones de católicos[4].Los datos sobre el número de creyentes en el país han estado varias veces en pugna. Es importante destacar que el Censo de INEGI contempla a partir de 1990 población de 5 años y más.

Un dato importante es que a pesar del alto nivel de conocimiento registrado en la llegada del pontífice, la mayoría de entrevistados (93 %) dijo que no tiene planeado asistir a algún evento en el que participe el Papa Francisco durante su visita al país. Sólo 7 % de los entrevistados afirmó que quiere ser parte de algunas de las actividades encabezadas por él.

En noviembre del año pasado, la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) informó que realizaría una colecta nacional para recaudar fondos para la visita del papa Francisco. Esto “a fin de brindarle los mejores servicios al Sumo Pontífice durante su visita, además de solventar los requerimientos que tiene la gente que acuda a los encuentros que se realicen»[5].

Esta colecta tuvo poco impacto en la opinión pública mexicana pues sólo dos de cada diez personas (22 %) supo de la misma. Para la mayoría de entrevistados (78 %) la recaudación de dinero para apoyar la llegada del representante del Vaticano fue desconocida.

Además, resulta relevante el porcentaje de entrevistados que no están de acuerdo con que la Iglesia Católica en México pida dinero para cubrir los gastos de la visita del Papa Francisco. Un 65 % rechaza esta forma de financiamiento contra un 21 % de mexicanos que la apoya. En tanto, uno de cada 10 mexicanos (12 %) dijo no estar ni de acuerdo ni en desacuerdo con la medida y 2 % no supo que contestar al cuestionamiento.

Leer estudio completo de Parametría aquí.