Apagon Analogico 02 Por Carla Martínez-Mediatelecom

A dos años y medio de que la reforma constitucional determinara el 31 de diciembre de 2015 como fecha definitiva para la transición hacia la Televisión Digital Terrestre (TDT), se han regalado televisores digitales en la zona de la frontera norte del país pero no se ha apagado ni una sola huella de cobertura.

El país va contra reloj, pues sólo queda un año para lograr el apagón en México y, a la fecha, Tijuana, Baja California, es la única ciudad que se ha «apagado», proceso que sufrió tropiezos ya que, a pesar de que en mayo de 2013 la penetración de señales digitales en la ciudad fronteriza era de 93 por ciento, la Secretaria de Comunicaciones y Transportes (SCT) pidió a la entonces Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel), presidida por Mony de Swaan, detener el proceso de apagón analógico del 28 de mayo e instalar ventanillas en Tijuana y Rosarito, para proveer de decodificadores y/o antenas al 7 por ciento restante.

El retraso en la ciudad fronteriza fue justificado por el tema electoral. Ciudadanos apoyados por el despacho de abogados Krasovsky, que tiene a Televisa y TV Azteca como clientes, según lo indica su página de Internet, y el desconocimiento del presidente municipal sobre el significado del apagón analógico, llevó a que se detuviera el proceso por 30 días al asegurar que se confundiría con una estrategia electoral, debido a que la entrega de decodificadores a un segmento de la población de escasos recursos coincidía con elecciones en el Estado.

Además, para la transición a la TDT en Tijuana, la Cofetel no obtuvo recursos, pues el Congreso no los aprobó en los ejercicios de 2012 ni 2013, por lo que el entonces regulador tuvo que recurrir al Fondo de Cobertura Social (Foncos).

El monto otorgado por el Foncos fue de 360 millones de pesos, con los cuales se adquirieron 190 mil decodificadores a la empresa Teletec, la cual también se comprometió a realizar las visitas domiciliarias, entrega e instalación de decodificadores y/o antenas.

Sin embargo, la situación actual no cambia y sí empeora el panorama, pues durante 2015 habrá elecciones estatales en 17 entidades federativas, entre las que se elegirá a gobernador en nueve de ellas: Baja California Sur, Campeche, Colima, Guerrero, Michoacán, Nuevo León, Querétaro, San Luis Potosí y Sonora.

De los nueve estados con elecciones a gobernador, destaca Colima, donde el actual subsecretario de Comunicaciones de la SCT, Ignacio Peralta, fue presidente municipal de la capital de la entidad en el periodo 2009-2012. Peralta aseguró que Colima se apagaría en diciembre de este año tras la entrega de 52 mil 700 televisores digitales.

Seis años en disputa

En 2004, el entonces presidente Vicente Fox decretó que el apagón analógico en México se llevaría a cabo en 2021; sin embargo, en 2010, su sucesor, Felipe Calderón, anuló dicho decreto al estipular que el cambio hacia la televisión digital se realizaría en 2015, seis años de adelanto que desataron el malestar de las televisoras.

El cambio propuesto por Calderón llego a la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) pues los legisladores se opusieron; sin embargo, la Corte falló a favor de la decisión del Ejecutivo.

El problema radica en que Televisa y TV Azteca, así como el resto de las televisoras locales y públicas, tienen que modificar el equipo que utilizan para realizar las transmisiones, ya que cambiará del sistema analógico al digital. Sin embargo, inicialmente, tenían un lapso de 17 años para prever las inversiones, la competencia y los contenidos necesarios para los canales adicionales que se generarían a partir de la digitalización.

Pero las televisoras comenzaron a invertir desde 2006 en el proceso y desde entonces a 2012, los concesionarios y permisionarios invirtieron mil 313.8 millones de pesos en duplicidad de infraestructura y pago de segmento satelital, duplicidad de enlaces estudio-planta, consumo de energía eléctrica, mantenimiento de equipo de transmisión e incremento de personal, entre otros, de acuerdo con cifras a diciembre de 2012 del Reporte respecto al desarrollo de la TDT, emitido por el Comité Consultivo de Tecnologías Digitales para la Radiodifusión del regulador.

tabla001

El reporte explica que de las 143 estaciones que operaban en ese momento sólo 3 estaciones de la frontera norte reportaron ingresos por la TDT, “posiblemente por su cobertura en los Estados Unidos de América”.

Estas inversiones sin ingresos se deben a que las televisoras que comienzan a operar en televisión digital y obtienen la autorización para obtener una canal para ello, denominado “canal espejo”, tienen que conservar las transmisiones analógicas de manera simultánea, lo cual duplica sus gastos.

Además, las televisoras tienen que devolver el espectro en la banda de 700 MHz que utilizaban en la frontera norte del país para transmitir sus canales, el cual recuperará el Estado para ofrecer servicios de banda ancha móvil.

Aunque en foros públicos representantes de las televisoras han expresado estar abiertos a la competencia en televisión abierta, al participar en la consulta pública del IFT sobre el tema, su opinión fue diferente.

La Cámara Nacional de la Industria de la Radio y la Televisión (CIRT), que representa a empresas como Televisa y TV Azteca, opinó que: “considerando que el artículo 14 establece la posibilidad de que los concesionarios deban incrementar su cobertura y que el apagón analógico puede ser acordado anticipadamente, se podría generar una afectación a los concesionarios (que están migrando o que migrarán su transmisión hacia la TDT), ya que los plazos parecen estar sujetos a discrecionalidad del IFT”.

Asimismo, al tercer trimestre de 2014, el IFT reportó que enfrenta litigios a causa de 10 amparos contra el proceso de transición hacia la Televisión Digital Terrestre (TDT).

Dónde estamos

Tras la reforma, el proceso de apagón analógico pasó del regulador en telecomunicaciones a la SCT, la cual decidió cambiar la estrategia.

De los decodificadores pasó a la entrega de 13.8 millones televisores digitales a beneficiarios de un padrón que, en teoría, elabora la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) y el cual se desconoce, pues tras solicitar información sobre el mismo a través de la Ley de Transparencia, la dependencia encabezada por Rosario Robles dijo no tener el padrón.

Por otra parte, este cambio significa incremento en costos ya que los televisores tienen un costo aproximado de 2 mil pesos, mientras que un decodificador costó alrededor de 700 pesos más gastos de instalación para el caso de Tijuana.

Aunque la SCT confía en lograr en tiempo el proceso, no ha cumplido con el calendario que la misma dependencia elaboró, por lo que se mantendrá la entrega de televisores durante el periodo electoral de 2015 aunque, a diferencia de lo sucedido en Tijuana, en esta ocasión la SCT encabezada por Gerardo Ruiz Esparza, declaró que no existe conflicto de entregar los aparatos durante el próximo año electoral.

tabla002

Por esta razón, Juan Pablo Adame, diputado panista, solicitó al Congreso la suspensión del programa a partir de la primera semana de enero cuando inician las precampañas y que reinicie el programa de entrega de televisores una vez que concluya la jornada electoral.

Al respecto, la Cámara de Diputados resolvió solicitar a la SCT durante 2015 y de manera trimestral un reporte sobre el presupuesto ejercido y el avance del apagón analógico en el país.

Cabe recordar que la Secretaría debe cumplir con 90 por ciento de la entrega de pantallas de televisión en una huella de cobertura y notificarlo al Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) para que el regulador decida si se apaga o no una zona.

A su vez, el regulador se comprometió a dar aviso en día hábil y con un mes de anticipación al municipio o huella de cobertura donde se vaya a realizar el apagón analógico, incluso la SCT ideó llevar a cabo el llamado «Buen Apagón», programa similar al Buen Fin que consistiría en que las tiendas de autoservicio y departamentales realicen promociones y descuentos en los televisores digitales; en teoría se realizarán dos de estos fines de semana de ofertas, uno antes y otro después del apagón analógico.

Hasta ahora, el IFT sólo ha informado sobre el apagón analógico a realizarse en Matamoros, Reynosa y Nuevo Laredo, Tamaulipas, el próximo 14 de enero de 2015, tras haber recibido el 21 de noviembre de 2014 información por parte de la Subsecretaría de Comunicaciones de la SCT donde se indica que las áreas de cobertura cumplieron con 90 por ciento de penetración en los hogares de escasos recursos definidos por Sedesol.

Por otra parte, existe 16 por ciento de la población que sin estas ofertas, que deben ser descuentos considerables de precio en las pantallas, no podrán adquirir una televisión nueva pues no tienen los recursos suficientes para ello, pero tampoco pertenecen a algún padrón de la Sedesol, por lo que la duda sobre si toda la población tendrá acceso a la televisión digital, sigue en el aire.

¿Tienes tele?

El costo de las televisiones digitales varía entre 3 mil pesos y 10 mil pesos

tabla003

Respecto a la adquisición de los televisores digitales, a la fecha se han realizado dos licitaciones. En una de ellas ganó Elektra Milenio, filial de Grupo Salinas, controladora de TV Azteca, con un monto adjudicado de 290 millones 734 mil 860 pesos.

El resto de las ganadoras han sido Comarket, Comercializadora Milenio, Diamond Electronics y Foxconn.

En la primera etapa, que fue considerada un proyecto piloto, se entregaron 93 mil 907 televisores digitales en 17 municipios de la región frontera noreste del país de los 120 mil televisores adquiridos para esta primera etapa y se explicó que los 26 mil aparatos restantes se utilizaron para iniciar la segunda fase de entrega en 45 municipios del norte del país.

Para la segunda etapa, que terminará en marzo de 2015, fecha que no está contemplada en el calendario dado a conocer por la dependencia, se adquirieron 2.3 millones de televisores para llegar a 450 municipios en 20 estados.

Para todos estos televisores y la logística de su entrega se había estimado un presupuesto necesario de 26 mil millones de pesos, 7 mil millones mayor a los 19 mil millones de pesos estimados antes del cambio de decodificadores a televisores. Este presupuesto se incrementará a 29 mil millones de pesos a causa del aumento en el número de beneficiarios pues, según información de la SCT, el padrón de beneficiarios de la Sedesol se ajustó al alza.

Teles con Internet

Una de las justificaciones dadas por la SCT para el cambio en el proyecto de TDT, de entregar decodificadores a televisores, radicó en que las pantallas también servirían para el acceso a Internet, claro que para ello es necesario que los beneficiarios inviertan en un teclado, un modem y acceso a la red, la cual tendrá un costo pero será bajo, debido a que será dotado por la red pública compartida.

Esta red compartida se suma a los retrasos y problemas de operación de la SCT en esta materia, ya que debe licitarse dicha red que está conformada por la banda de 700 MHz y la red de fibra óptica que la Comisión Federal de Electricidad (CFE) cedió a Telecomunicaciones de México (Telecomm), organismo desconcentrado de la Secretaría.

La licitación de la red sería en diciembre de 2014, aseguró Ignacio Peralta, subsecretario de Comunicaciones de la SCT. Mientras tanto, empresas interesadas en el proceso como Nec, Nokia Networks, Alcatel-Lucent, Huawei, ZTE y Ericsson, llevan a cabo pruebas en la infraestructura de seis Estados donde instalaron antenas y radiobases, las cuales serán parte del paquete licitatorio.

Por otra parte, la banda de 700 MHz es utilizada por algunos canales de televisión abierta en la zona de la frontera norte del país, por lo cual se necesita “limpiar” para quedar libre y utilizarla como parte de la red compartida.

Pero, ¿por qué migrar hacia la televisión digital?

Porque es un proceso que se llevará a cabo en todo el mundo, incluso Estados Unidos migró desde 2009 a la televisión digital y poco a poco varias naciones de Europa han realizado la transición.

También por los beneficios que trae consigo como: mejor calidad en la imagen, canales en alta definición y mayor cantidad de canales de televisión, lo que incrementa la oferta programática. En algunos casos será posible agregar subtítulos, contar con una guía electrónica de programación, tener servicios interactivos, entre otros.

Otra de las ventajas es, como se mencionó anteriormente, la liberación de la banda de 700 MHz para poder utilizarla en servicios de banda ancha.

tabla004

Para migrar de la televisión analógica a la televisión digital, sólo se necesita contar con una televisión digital, generalmente son pantallas planas pero eso no es suficiente, debe indicar que es compatible con el estándar ATSC A/53.

En teoría, ya no se venden televisores analógicos en México, pues hace un año se emitió una norma que lo prohíbe. Sin embargo, si cuenta con una pantalla analógica es posible comprar un decodificador que convierta la señal en digital.