Edward Snowden 02Una vez más, Edward Snowden contradice al gobierno de Barack Obama. Según documentos publicados el pasado jueves 15 de agosto por The Washington Post, el gobierno estadounidense vigiló la actividad de sus ciudadanos durante los últimos dos años sin autortización de ningún tribunal.

Los documentos son parte de un reporte sobre las prácticas internas de la Agencia Nacional de Seguridad (NSA, por sus siglas en inglés) y, según The Washington Post, prueban la intervención no autorizada de llamadas telefónicas y correos electrónicos, tanto de Estados Unidos como del extranjero. Según el diario, estos movimientos se dieron debido a «errores y desviaciones» de parte de la agencia.

Uno de los documentos muestra, por ejemplo, una auditoría interna que revela 2 mil 776 recolecciones de información no autorizada de mayo de 2011 a mayo de 2012. Este tipo de intervenciones, consideradas irregulares, irían creciendo de manera significativa cada tres meses.

Por su parte, John DeLong, portavoz de la NSA, declaró a la BBC que la NSA tiene una una línea de atención para que el público reporte actividades que se consideren irregulares y aseguró que toman en serio cada uno de estos reportes, dándoles el debido seguimiento.

Snowden recopiló información desde 2009

Según fuentes internas de la empresa, Dell comenzó a percatarse de prácticas poco éticas de parte del gobierno de Estados Unidos desde que entró a trabajar a la empresa en 2009. Posteriormente entraría a trabajar a la Agencia Nacional de Seguridad, como un contratista de menor nivel.

A mucha gente ha sorprendido que, dada la posición que sostenía Snowden al interior de la NSA, pudiese haber tenido acceso a la información que hizo pública en meses pasados.

Según Reuters, las preocupaciones desde Snowden respecto a este tipo de programas se pudieron ver desde 2010, que publicó en una web de tecnología un comentario en el que, bajo un seudónimo, decía: «Realmente me preocupa la presión que el gobierno de Estados Unidos ejerce a compañías de tecnología para que le den acceso a sus servidores y la información detallada de sus clientes. También me preocupa la colaboración que prestan estas compañías».