El precandidato a jefe de Gobierno capitalino Mario Delgado ya no sabe qué hacer para llamar la atención en los medios. Lo mismo aparece en un programa de Laura Bozzo, ahora famosa por llamarle “putita” a una de sus invitadas, dizque para defender la causa de género y la educación sexual, que promueve con fondos públicos la marcha de los zombies en la Ciudad de México, con el objetivo de romper el récord Guinness de los “muertos vivientes”, sin deparar en la ironía que encierran estos actos.

Y como en la casa del jabonero que son las redes sociales todos podemos resbalar o caernos, ahora Mario Delgado, ex secretario de Finanzas y actual responsable de Educación, grabó un video con la cantante y actriz Ninel Conde para combatir el bullying, es decir, la práctica del hostigamiento y la discriminación contra los diferentes, los débiles o los menos afortunados socialmente. El bullying es violencia verbal, simbólica y acoso. Es una manera exclusión social.

Confunden el bullying con la burla, que no son lo mismo aunque se parezcan, y ellos mismos parecen protagonizar en este video fallido un autobullying, es decir, el autoescarnio que se convierte en victimización.

¿Realmente será la señora Ninel Conde, con sus 381 mil seguidores en Twitter, una víctima del acoso y hostigamiento o un simple divertimento en redes sociales que reditúa en términos mercadológicos para la protagonista de Aventurera?

“Algunos se burlan de mí porque dicen que pienso que los mayas viven en Mayami…o dicen que admiro a la señora Mara porque Salva Truchas”, afirma la bella actriz con un gesto que no sabemos si es de confusión, de congoja o de divertimento.

Ella está en lo suyo. Ha logrado que el ninelcondenismo en Twitter sea una especie de sinónimo de gazapos pretenciosos o de errores producto del exceso de protagonismo. Y nos dice en el video: “cuando uno ríe y el otro sufre, ya no es normal”. ¿Sufre realmente la señora Ninel Conde?

La incógnita está en Mario Delgado. ¿Por qué encabeza la campaña contra el bullying como un pretexto más y fallido para autopromoverse con personajes de fuerte carga mediática? Delgado, un hombre inteligente, parece sufrir el síndrome del autobullying: hacerse llamativo aún a costa de que hablen mal de él o que ya no lo tomen en serio.

La campaña del video coincide con la reciente aprobación de una ley contra esta práctica de discriminación que fue aprobada en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal, que preside Alejandra Barrales, contendiente de Mario Delgado en la aspiración por la candidatura del PRD para el Distrito Federal. En el video no hay ninguna referencia a esta nueva legislación ni se le asesora a los ciudadanos qué deben hacer en caso de bullying.

Más bien parece un pretexto para montarse en una “buena causa” y, de paso, tener algo de la celebridad efímera que le ha adjudicado a Ninel Conde un estatus inesperado en las redes sociales.