Imagen: proceso.com.mx

La actuación de la procuraduría capitalina en la detención de Paula Cussi, la viuda de Emilio Azcárraga Milmo, fue “verdaderamente vergonzosa”, ya que no hubo “notificación al domicilio personal”, afirmó el abogado Ernesto Canales, al tiempo que a través de un comunicado el ministerio público del Dsitrito Federal argumentó que sí hubo dos citatorios, el 25 y 30 de marzo, y que la orden de aprehensión fue librada el 15 de abril.

En entrevista radiofónica, Canales, defensor de Paula Cussi, consideró que la detención de su cliente, ocurrida el lunes 25 de abril a la entrada del Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal, ocurrió de manera irregular ya que no hubo notificación previa, los agentes de la PGJDF se presentaron sin uniforme y utilizaron un exceso de fuerza para llevar a la ex conductora televisiva a las instalaciones del penal de Santa Martha, en la delegación Iztapalapa del Distrito Federal.

Canales argumentó que, hasta el momento, sólo conocen parte de la demanda presentada por la empresa Grupo Acal S.A. , una de las filiales de Televisa, en contra de Paula Cussi por presunta falsedad de declaraciones en el juicio civil que ella interpuso contra Emilio Azcárraga Jean y otros codemandados en enero de 2007.

Cussi alega que le corresponde el 4 por ciento del valor total de Televisa, equivalente a unos 500 millones de dólares, como una de las seis personas a las que Emilio Azcárraga Milmo estableció en su legado como una de sus herederas. En su litigio, Cussi argumenta que los albaceas de la sucesión de Azcárraga  Milmo incumplieron con lo estipulado por El Tigre en el reparto de sus bienes.

Por su parte, la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) informó en un comunicado que existieron 2 citatorios a Paula Cussi en la investigación previa FAE/A/T3/57/11-03, iniciada el 17 de marzo en contra de la heredera de Azcárraga Milmo. Los citatorios fueron 25 y 30 de marzo.

En su comunicado, la PGJDF informa que la averiguación previa fue iniciada por la denuncia de hechos formulada por la empresa Grupo Acal S.A., una de las filiales de Televisa, codemandadas por Paula Cussi en el litigio sucesorio.